domingo, 18 de noviembre de 2012

¿Y si el mundo nanométrico se deslizara?

Un estudio publicado en PNAS proporciona una nueva herramienta para una mejor comprensión de como funciona la fricción por deslizamiento en la nanotribología, a través de cristales coloidales.

Estudiando teóricamente estos sistemas de micropartículas cargadas, los investigadores son capaces de analizar las fuerzas de fricción mediante simulaciones moleculares dinámicas con una precisión sin precedentes. Algunas de sus potenciales aplicaciones son a nivel nanométrico, donde una mejor comprensión acerca de como funciona la fricción posibilitaría motores moleculares o microsistemas funcionales más efectivos.



Los coloidales son parte de nuestra vida diaria: leche, asfalto o humo, y se diferencian de acuerdo con el estado de dispersión y la sustancia dispersada (sólido, líquido o gaseoso).

Las simulaciones fueron llevadas a cabo en el SISSA y permitieron comprender que ocurre cuando una monocapa coloidal se desliza contra una retícula óptica modificando algunos parámetros tales como corrugación superficial, velocidad de deriva o geometría de contacto.

El método de investigaciòn también es nuevo. Antes de que se usaran simulaciones solo algunos experimentos llevados a cabo en Alemania intentaron describir el comportamiento de partículas individuales de un coloide en condiciones de fricción, pero nunca de forma tan precisa. Más en detalle, los investigadores también sugieren una forma de extraer directamente la energía perdida en la fricciòn por medio del uso de los datos del deslizamiento del coloide. Este estudio es innovador también porque permite predecir los diferentes regímenes de fricción estática observados de acuerdo con la densidad de los coloides y la fuerza de la retícula óptica. Todo esto permite asumir que las superficies sólidas cristalinas actuarán de forma similar.

Via sissa

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada