sábado, 12 de enero de 2013

Un tamiz retiene nanopartículas y actúa como captador solar

Una membrana consistente en fibras de polímero y proteínas A membrane consisting of polymer fibres and proteins ha dado lugar a un nuevo filtro para pequeños partículas a escala nanométrica en soluciones acuosas.

A Un nanofluido, que significa una suspensiòn coloidal de nanopartículas de metal en agua, por ejemplo, pasa fácilmente a través de las membranas poliméricas de uso habitual. Las partículas son demasiado pequeñas para ser retenidas por agujeros con diámetros entre tres y cuatro micrómetros. Además, las partículas bloquearían las aberturas más pequeñas del tamiz, rápidamente, por tanto, sería necesarío hacer presión para filtrar el fluido.

Con el fin de resolver estos problemas, los investigadores biofuncionalizaron su membrana y añadieron una proteína comercialmente disponible a la fibra. Descubrieron que la proteína sufre un cambio conformacional en el agua, y se activa su habilidad para capturar todas las nanopartículas de metal durante el proceso de filtración.

El nano tamiz captura las partículas de metal tales como oro, otra posible aplicación, ya que ningún otro método ha tenido tanto éxito dispersando partículas tan bien. En condiciones áridas, la membrana muestra el color del metal, en este caso, el rojo de las nanopartículas de oro. Cuando la membrana se humecede, se vuelve negra. Entonces, actúa como un perfecto absorbedor negro omnidireccional, el cual puede usarse como captador solar.

El nanotamiz permitirá filtrar partículas muy pequeñas o biomoléculas y organismos tales como virus en el agua. Además de su aplicación en el filtrado de agua, el nanotamiz tiene gran potencial como captador solar y catalizador.

Via CAU

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada